Home / SUBASTA DE JUNIO DE 2021 / VIRREINATO DE NUEVA GRANADA, PRIMERA MITAD DEL SIGLO XVIIIRetrato de caballero con cruz de la Orden de Santiago,
Subasta streaming
Finalizada
1010. VIRREINATO DE NUEVA GRANADA, PRIMERA MITAD DEL SIGLO XVIII
Retrato de caballero con cruz de la Orden de Santiago
Categorias
PINTURA ANTIGUA

VENDIDO POR

24.000 €

Comparta este lote

Descripción del lote


VIRREINATO DE NUEVA GRANADA, PRIMERA MITAD DEL SIGLO XVIII
Retrato de caballero con cruz de la Orden de Santiago

Óleo sobre lienzo. 203 x 154 cm.
Al dorso con etiqueta de la Junta Delegada de Incautación con número de inventario “125”.
Con espléndido marco en madera tallada, policromada y dorada, de la primera mitad del siglo XVIII.
 
PROCEDENCIA:
Condesa Viuda de Cartago y por descendencia familiar a los actuales propietarios.
 
BIBLIOGRAFÍA:
Fernando de la Guarda, Revista Hidalguía, Revista de Genealogía, nobleza y armas, Madrid, Julio -Agosto, 1956, nº 17, pág 297.
 
La cartela de este retrato, de época posterior, lo identifica como Don Eugenio Alvarado y Perales, I Marqués de Tabalosos y Conde de Cartago, Caballero de la Orden de Santiago y Capitán General de Popayán (1715/1780). La identificación del personaje parece improbable por cuanto el personaje retratado, su atuendo y ropaje, lo sitúan h. 1680 y 1730, lo que nos induce a que el retratado fuera Eugenio Fernández de Alvarado y Colomo, Conde de Cartago (1668- 1723), Caballero de la Orden de Santiago y Capitán General de Popayán, Maestre de Campo de la Plaza de El Callao, entre 1712-1718.
 
El retrato sigue los parámetros de la nobleza criolla. Con escudo heráldico en la parte superior, aparece retratado de cuerpo entero con peto, casaca y espada. A la izquierda bajo el cortinaje se perciben varios elementos que hablan de su condición social y cultural: un reloj, una brújula, un indígena semioculto bajo la mesa -a modo de atlante, parece-, y un perro. La parte derecha, en cambio, muestra dos escenas: la superior, una batalla naval, quizá con la armada española, y la inferior, donde parece percibirse, junto a distintos militares y un paje que sujeta su caballo -vestidos al modo de la época-, el edificio de la catedral de Popayán.
Conviene recordar, por último, que gracias al auge minero y comercial, esta ciudad colombiana de Popayán fue una de las ciudades más importantes del Virreinato de Nueva Granada; la única junto con Santafé, la capital del Virreinato, que tuvo Casa de la Moneda propia.
 
Agradecemos al Sr. D. Jaime Salazar y Acha, de la Real Academia de la Historia, su ayuda en la catalogación de este lote.
 
Nota de la Revista Hidalguía del año 1956
 
La Revista Hidalguía del año 1956, identifica al retratado como Eugenio Fernández de Alvarado y Colomo (Madrid, 1678- Lima 1723). “La leyenda del retrato suyo que publicamos, notoriamente posterior a la ejecución del resto de la pintura, contiene errores en el segundo apellido don Eugenio (Hurtado de Mendoza por Colomo) y confunde los títulos al hacerlo Marqués de Tabalosos y Conde de Cartago, dignidades que llevo su hijo, de igual nombre, quien si vivía en 1760.
 
El atuendo del personaje, el nombrarle como caballero de Santiago y Capitán General de Popayán y las armas grabadas en el ángulo superior izquierdo de la tela, revelan que ella representa a don Eugenio Fernández Alvarado y Colomo y no a su hijo, de quien existen otros retratos”.



Lotes relacionados