Home / SUBASTA JUNIO 2022 / JUAN DE SOLÍS (Segovia (?), ff. S. XVI- Madrid,1654)San Elías sobre un paisaje nevado con el Monte Carmelo,
Subasta streaming
Finalizada
992. JUAN DE SOLÍS (Segovia (?), ff. S. XVI- Madrid,1654)
San Elías sobre un paisaje nevado con el Monte Carmelo
Categorias
PINTURA ANTIGUA

NO VENDIDO

Comparta este lote

Descripción del lote


JUAN DE SOLÍS (Segovia (?), ff. S. XVI- Madrid,1654)
San Elías sobre un paisaje nevado con el Monte Carmelo

Óleo sobre lienzo. 90 x 130 cm.
Con etiqueta en el reverso inscrita a máquina: "Fraile ermitaño. Procedencia: Madrid, Sr. Ruiz Jarabo In/T: 26 de Septiembre de 1973. Reg. Gral: 1647".
 
PROCEDENCIA:
Antigua colección Francisco Ruiz-Jarabo, Madrid.
Colección particular española.
 
Se adjunta certificado del profesor Enrique Valdivieso firmado en Enero del 2021, copia del informe del instituto Central de restauración del Ministerior de Cultura por su restauración en 1973 y la obra está publicada en la memora de intervención del 22 de noviembre de 1973, volúmen 4, hoja 2, BM 95/26.
 
Pintor destacado y padre del también pintor Francisco de Solís. Trabajo en la Corte de Felipe V, fue nombrado “pintor de la Reina de Nuestra Señora” e intervino en las decoraciones y embellecimiento del Palacio del Buen Retiro. En 1636, hay constancia de que realiza una serie de trabajos para el arzobispo de Toledo y en 1647 interviene en la decoración de pintura y dorado del interior y la reja de la Capilla de la Virgen del Amparo.
 
Dentro de su producción artística, destacó por las series de pinturas dedicados a santos eremitas. La obra que presentamos es un buen ejemplo de ello. Sobre un paisaje con el Monte Carmelo de fondo, Solís nos sitúa en un primer término a San Elías. Viste hábito carmelita con capa blanca y manto marrón, sentado en actitud de descanso durante su viaje. Lleva cayado de caminante y en su otra mano sujeta un libro en el que pudieran estar consignadas sus profecías. Son claras las influencias de Collantes en el paisaje, así como evidentes reminiscencias a los grabados flamencos y los paisajes invernales de Joost de Momper.
 
Otras obras de la serie de ermitaños que se conocen son: “San Jerónimo”, “San Benito”, “San Bernardo” y “San Antón” en una colección particular y un “San Severino” en el Museo de Navarra de Pamplona.